Un extracto de algas supera al remdesivir para bloquear el nuevo coronavirus en estudios celulares – RT en Español

0 Shares
0
0
0

Los científicos creen que estas sustancias podrían ser la base para un espray nasal que permita bloquear la infección antes de que ingrese al organismo.

Un equipo de investigadores del Instituto Politécnico Rensselaer de Nueva York (EE.UU.) ha realizado estudios en los que un extracto de algas comestibles superó sustancialmente las capacidades del fármaco remdesivir para inhibir la infección por SARS-CoV-2 en células de mamíferos.

Según un comunicado, los científicos llevaron a cabo una prueba de efectividad antiviral contra el nuevo coronavirus empleando un extracto de algas para ‘engañar’ a los agentes infecciosos que resultó ser mucho más potente que el medicamento aprobado por muchos países para el tratamiento de pacientes graves con covid-19.

El SARS-CoV-2 tiene una proteína en su membrana conocida como espiga con la que se conecta e invade las células humanas. Al ingresar al organismo, el virus inserta su propio material genético en la célula y ‘secuestra’ la maquinaria celular para reproducir sus réplicas.

Posible base para un espray nasal

Bajo este esquema, los especialistas intentan que el virus se conecte a una molécula falsa o señuelo en lugar de una célula humana. Así, el agente infeccioso perdería su capacidad de reproducción y se degradaría naturalmente.

“El pensamiento actual es que la infección por covid-19 comienza en la nariz, y cualquiera de estas sustancias podrían ser la base para un espray nasal. Si se pudiera simplemente tratar la infección temprano, o incluso tratarla antes de tener la infección, se tendría una forma de bloquearla antes de que entre en el cuerpo“, explicó el autor principal, Jonathan Dordick.

Una farmacéutica española anuncia que dispone de un antiviral 80 veces más eficaz que el remdesivir

De momento, el remdesivir forma parte del tratamiento de pacientes que presenten neumonía y requieran aporte suplementario de oxígeno. Este medicamento puede reducir la letalidad de pacientes graves afectados por la pandemia, propiciando una recuperación más temprana de los enfermos.

Por otra parte, Dordick señaló que en realidad, la humanidad no cuenta con “grandes antivirales” y “necesitaremos un arsenal de enfoques que podamos adaptar rápidamente a los virus emergentes”, para protegernos contra futuras pandemias.

También te pueden interesar