Tres platos con espirales de verduras

La edad -y haberme comprado un montón de trastos inútiles a lo largo de mi vida- me han convertido en un escéptico de los gadgets de cocina. Desconfío por sistema de cualquier aparato que prometa facilitarme la existencia con alguna solución ingeniosa, y soy de los carcamales que piensan que para guisar bien necesitas pocos artefactos más que cuchillos y cazuelas. Sin embargo, debo reconocer que de vez en cuando surgen innovaciones capaces de mejorar tu vida culinaria, como el centrifugador de ensaladas, la mandolina o los ralladores tipo Microplane.…