Gustavo Tovar-Arroyo: La supremacía de la imbecilidad

opinión1 diciembre, 2018Escribir corriendo Esta entrega la escribiré literalmente corriendo. Imagínate que me esperas en un café, quedamos de conversar como lo hacemos semana a semana, con cierta pausa, siempre apasionada e intensamente, pero con pausa. En esta ocasión no tengo tiempo, escribiré –como digo antes– corriendo. Será una prueba para ti y para mí, ni siquiera corregiré. Yo pediré un ristretto, cerrero, tierra líquida, negro, negrísimo, como el que pedía en el café Arábica de los Palos Grandes.…