La otra vida de Lucas Vázquez – AS

0 Shares
0
0
0

Reinventarse o morir. Lucas Vázquez ha perdido galones en su posición natural, relegado a un tercer (o cuarto) plano por la aglomeración de futbolistas que tiene el Madrid en las bandas: Rodrygo, Asensio, Vinicius Jr, Hazard, Bale… Muchos nombres y sólo dos puestos para escoltar a Benzema. Lucas carecía de hueco, pero ha encontrado otra vida en el lateral.

Escudo/Bandera Real Madrid

Es un as bajo la manga con un ‘2’ pintado a mano. Verle en el lateral cada vez se hace menos raro y sus actuaciones invitan a seguir confiando. La primera vez que ocupó ese puesto fue el 5 de diciembre de 2015, en un partido ante el Getafe. Benítez era el entrenador y, a pesar de tener a Arbeloa en el equipo, apostó por Lucas en el lateral derecho y Danilo en el izquierdo. El Madrid ganó 4-1.

Zidane, viendo que la fórmula no era una locura, decidió subir la apuesta y lo puso como lateral en la vuelta de semifinales de la Champions ante el Bayern. Enfrente estuvieron Ribery y Alaba, pero Lucas no se achicó y, prueba de ello, es que los dos goles bávaros llegaron por el costado contrario, dejando su banda intacta. Semanas después Sergio Ramos levantó la décimotercera en Kyev.

17

Esa puerta, la del ‘2’, es la que abre otra vida para Lucas. Yo me siento cómodo”, dijo en declaraciones tras el partido contra el Alavés. Sin reproches ni malas caras, juega donde le ponen. Ha disputado 204′ minutos poscuarenta, de los cuales 180′ han sido como lateral derecho -ante Alavés y Leganés- ambos como titular y sin ser sustituido.

Carvajal, el indiscutible

El carril derecho del Bernabéu tiene dueño y señor: Dani Carvajal. El leganense, si está bien, juega. El debate nace cuando las sanciones o lesiones salen a la palestra. Ahí dos nombres propios cotaban todas las quinielas habituales: Odriozola y Nacho. El primero no convence y fruto de ello salió en forma de cesión a Múnich; el segundo, como eterno polivalente, cumple, pero su falta de velocidad y precisión en ataque no gustan.

La tercera opción es Militao, pero cuando el brasileño ha formado en esa posición ha levantado un mar de dudas. Reflejo de ello, el partido ante el Betis. Casualmente último antes del confinamiento y en el que recibió múltitud de críticas por una actuación menesteroso. Ante esa tesitura y en medio de esa marejada surgió la opción Lucas Vázquez, sin hacer ruido y cumpliendo. Si es capaz de reinventarse, a sus 29 años, encontrará otra vida. Una más allá de su contrato hasta junio de 2021.

También te pueden interesar