Homicida de Mónica Spear habría muerto en Tocorón – El Periodiquito

0 Shares
0
0
0

Glenn Requena || Foto cortesía 

Hasta los momentos se desconoce en qué momento fue trasladado el homicida al Centro Penitenciario de Aragua

Más detalles salieron a relucir ayer sobre el fallecimiento de Gerardo José Contreras Álvarez (25), alias “el Gato”, homicida de la actriz y modelo Mónica Spear y su esposo Thomas Berry. Trascendió que el asesino aparentemente habría muerto en el Centro Penitenciario de Aragua (CPA), mejor conocido como Tocorón y no en el Centro Penitenciario de Oriente El Dorado.

Por datos obtenidos de manera extraoficial, se conoció que hace varios meses Contreras Álvarez había sido trasladado desde El Dorado al penal aragüeño, lugar donde murió presuntamente por una neumonía severa, además de padecer de tuberculosis, según indicó el reporte médico.

De igual forma, se supo que el 13 de julio, en el Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses (Senamecf), recibieron un cadáver proveniente del centro penitenciario, pero sin identificación. No obstante, el reporte médico detalló que la muerte ocurrió por la misma enfermedad que tenía “el Gato”.

Desde que comenzó la pandemia, las autoridades tomaron estrictas medidas para limitar los traslados, además de suspender las visitas, para evitar la propagación del coronavirus. Sin embargo, hasta el cierre de esta edición ninguna autoridad penitenciaria se había pronunciado sobre el traslado de Contreras a Tocorón. 

HACE SEIS AÑOS DEL VIL CRIMEN

Mónica Spear y Thomas Berry fueron asesinados el 6 de enero del 2014, luego de quedarse accidentados en la autopista de Puerto Cabello – Valencia, en el estado Carabobo cuando regresaban de unas vacaciones junto a su hija de 5 años, Maya Berry Spear, quien pudo salvarse gracias a la protección de su madre durante el atentado. Contreras junto a sus acompañantes habían colocado piedras en la vía, para que así el vehículo se accidentara y cometer el dantesco hecho.

Semanas después “el Gato” fue capturado por funcionarios de la DIEP en el estado Yaracuy y fue condenado a 26 años de prisión.

“SIN ARREPENTIMIENTOS” 

“No me arrepiento porque sé que algún día voy a salir de aquí”, aseguraba el homicida durante una entrevista que le hicieron varios periodistas desde la cárcel de El Rodeo, quien en su confesión se mostraba tranquilo y sin culpas.

“El Gato” aseguró que no reconocía a Mónica Spear cuando sucedió el hecho, además dijo sentir miedo porque desconocía a lo que se enfrentaba al quitarle la vida a una figura pública.

También te pueden interesar