El plan de Setién para ganar al Bayern y seguir soñando con la Champions – FC Barcelona Noticias

0 Shares
0
0
0

El FC Barcelona va a tener que hacer el mejor partido de la temporada para pasar a semifinales de Champions League. Ni Real Madrid, ni Atlético de Madrid, ni Sevilla, ni Inter de Milán, ni Nápoles ni ningún otro rival al que los culés se hayan enfrentado esta campaña están al nivel de un Bayern de Múnich que ahora mismo da miedo. Los alemanes están jugando bien, están marcando muchos goles y físicamente están uno o dos puntos por encima de la mayoría de sus rivales.

Por todos estos motivos, los azulgrana saben que tendrán que dar lo mejor de sí este viernes si quieren seguir soñando con la Liga de Campeones. Pero con las ganas y la ilusión que hay en el barcelonismo no bastará y Quique Setién tiene en mente un plan para contrarrestar a los bávaros. El técnico barcelonista es consciente de que hoy por hoy su equipo está por debajo del de Han-Dieter Flick y por ello podría cambiar el sistema para este viernes.

El santanderino ha cambiado de formación desde enero en multitud de ocasiones y según el diario ‘Sport’ volverá a hacerlo frente a los muniqueses. El Barça ha jugado con un 3-5-2, con un 4-4-2, con el clásico 4-3-3 o con un 4-3-1-2 que llegó a funcionar a las mil maravillas en Villarreal. Esta vez, el ex técnico del Betis considera que para poder competir contra el Bayern el sistema ideal es el 4-4-2 con cuatro centrocampistas y dos delanteros.

En este caso, el damnificado en la delantera sería Antoine Griezmann, que se recuperó para jugar ante el Nápoles, pero que no está a su mejor nivel. El francés fue de los más flojos contra los napolitanos y apenas tuvo incidencia en el juego. Por este motivo, el galo se quedaría en el banquillo y en su lugar saldría Arturo Vidal, que no estuvo en la vuelta de octavos por sanción. También volvería al once Sergio Busquets tras su sanción para formar mediocampo con el chileno, Frenkie de Jong y Sergi Roberto.

Todo indica que Setién tiene prácticamente decidido el once de estos cuartos y si no pasa nada rato los únicos cambios serán los ya mencionados. En defensa jugarán los mismos que frente a los de la Campania: Semedo, Piqué, Lenglet y Jordi Alba. Por otro lado, Roberto y De Jong seguirían en el medio tras el buen rendimiento que dieron recientemente. En la delantera se mantendrían Luis Suárez y Leo Messi, con mucha libertad para el argentino, que se despreocuparía de la defensa con esta formación.

Los pros y contras de este sistema

Jugar con cuatro centrocampistas más Messi, que es uno más cuando baja a recibir, el Barcelona podría dominar el balón y controlar más a un Bayern que físicamente es superior. Al menos eso es lo que cree el míster y por eso sacará este sistema prescindiendo de un delantero. A los culés se les vio cansados en la segunda parte contra el Nápoles y los italianos dominaron en los segundos 45 minutos, algo que contra los germanos no se puede permitir, ya que ellos sí podrían castigar al Barça.

El principal problema de jugar con cuatro medios podría ser a la hora de cerrar las bandas, ya que los de la Baviera suelen jugar mucho por los costados. Gnabry y Coman son dos puñales desde los extremos y Alphonso Davies puede ser mortal sumándose desde atrás. Además, Joshua Kimmich jugará en el lateral diestro y eso potenciará ese perfil. Sergi Roberto, que está acostumbrado a hacer esas ayudas en su lado, De Jong y Vidal tendrán que tener esto muy en cuenta. Mientras esto sucede, Messi tendrá que tirar del equipo en ataque para infligir daño a la defensa del Bayern, que es probablemente su único punto débil.

También te pueden interesar