Aurora y resplandor del aire – Tiempo.com

0 Shares
0
0
0
Aurora y resplandor del aire

Las señales de las auroras boreales, onduladas, verdes y coronadas de rojo, parecen cruzarse con la tenue banda rojo-amarilla de resplandor aéreo cuando la ISS pasa justo al sur de la península de Alaska.

El Sol naciente, detrás de la extremidad de la Tierra en el momento de esta foto, agrega un azul profundo al horizonte. La luz de las ciudades de la Columbia Británica y Alberta, Canadá, se une a la luz de las estrellas para salpicar el paisaje celeste de la madrugada.

Aunque aparecen en altitudes similares, la aurora y el resplandor del aire (airglow en inglés) son producidos por diferentes procesos físicos.

El resplandor del aire nocturno (o resplandor nocturno) es un tipo de quimioluminiscencia: la emisión de luz de las interacciones químicas entre el oxígeno, el nitrógeno y otras moléculas en la atmósfera superior.

El airglow ocurre en toda la Tierra, todo el tiempo. Sin embargo, el “resplandor nocturno” es mucho más fácil de detectar sobre una Tierra oscura que el “resplandor diurno”, ya que el resplandor del aire es solo una mil millonésima parte del brillo del Sol.

Las auroras, por otro lado, surgen de las interacciones entre la energía solar y el campo magnético de la Tierra. El campo magnético canaliza la energía hacia la atmósfera superior, donde interactúa con los mismos átomos que el resplandor del aire (principalmente oxígeno y nitrógeno). Es por eso que ambos fenómenos pueden producir colores similares. La naturaleza dinámica del campo magnético de la Tierra mueve la energía solar de manera irregular, lo que hace que cada evento de auroras sea visualmente único.

Recientemente, la Unidad de Ciencias de la Tierra y Teledetección del Centro Espacial Johnson de la NASA utilizó el aprendizaje automático para identificar todas las fotos que los astronautas han tomado de las auroras durante las últimas décadas.

La fotografía del astronauta ISS062-E-98264 se adquirió el 16 de marzo de 2020 con una cámara digital Nikon D5 que usa una lente de 50 milímetros y es proporcionada por la Instalación de Observaciones de la Tierra de la tripulación de la ISS y la Unidad de Ciencias de la Tierra y Teledetección del Centro Espacial Johnson. La imagen fue tomada por un miembro de la tripulación de la Expedición 62. La imagen se ha recortado y mejorado para mejorar el contraste, y se han eliminado los artifacts de la lente.

NASA Earth Observatory

También te pueden interesar

Ventas digitales en julio de 2020: Paper Mario se cuela en el top 10 de títulos para consolas y Pokémon GO vive su mejor mes desde agosto de 2016 – Nintenderos.com

Gracias a SuperData hemos podido conocer los juegos que más ventas digitales han producido tanto para consolas como en el mercado móvil y PC. Dentro del mercado de consolas, Paper Mario: The Origami King se cuela en su primer mes en el puesto número 8 con la cifra nada despreciable de 555.000 copias. En dicho listado […]