Noticias » Venezuela » Venezuela: convoy atacado cuando los legisladores prohibieron montaje

Venezuela: convoy atacado cuando los legisladores prohibieron montaje

Las fuerzas de seguridad del gobierno y los grupos armados de motocicletas leales a Nicolás Maduro han bloqueado con fuerza la entrada de legisladores de la oposición al edificio de la asamblea nacional de Venezuela , lo que los llevó a celebrar su sesión en las afueras de la capital de la nación devastada por la crisis.

Fue la segunda vez este mes que los legisladores han sido excluidos del edificio que alberga la única rama del gobierno que permanece fuera del control del gobierno socialista de Maduro.

La caravana de automóviles que transportaba a los diputados esquivó las calles del centro, pero finalmente fracasó en su intento de llegar a la cámara legislativa.

Se escucharon disparos cerca de los autos, pero no se reportaron heridos. Dos SUV que transportaban a los legisladores fueron atacados por personas en la calle vestidas con ropa de civil. Golpearon la ventana trasera de uno, rompiéndolo.

 

El líder opositor Juan Guaidó lo calificó de “emboscada” llevada a cabo por los grupos militares y paramilitares armados por una dictadura “brutal y salvaje”.

Guaidó no estaba en la caravana que intentó ingresar al edificio legislativo, pero luego emergió con otros legisladores en un teatro en el suburbio caraqueño de El Hatillo.

“Hoy, rechazamos claramente ante el mundo este ataque, esta emboscada contra el Palacio Federal”, dijo Guaidó, refiriéndose al edificio legislativo. “La dictadura se ha expuesto claramente al mundo”.

El incidente fue parte de una lucha por el control de la asamblea nacional dominada por la oposición y Venezuela en su conjunto, una nación que sufre un colapso económico y social que ha llevado a aproximadamente 4.5 millones a emigrar.

Una vez una nación rica en petróleo, Venezuela ha estado encerrada en un colapso político, económico y social durante los últimos cinco años. Los medicamentos básicos, los alimentos y la gasolina son escasos, a pesar de que Venezuela se encuentra en la cima de las mayores reservas de petróleo del mundo.

Guaidó, de 36 años, saltó a la escena política de Venezuela hace un año cuando se declaró presidente en funciones según la constitución y prometió terminar con el gobierno de Maduro. Estados Unidos y más de otras 50 naciones lo respaldaron rápidamente, diciendo que la reelección de Maduro en 2018 fue ilegítima.

Guaidó también fue bloqueado del nacional edificio de la asamblea a principios de este mes en un intento fallido del gobierno para evitar que sea reelegido como líder del cuerpo .

Aumentando la tensión, la asamblea constituyente nacional rival, que está repleta de leales a Maduro, celebró su sesión en una cámara dentro del mismo complejo de edificios gubernamentales en el centro de Caracas, frente a donde tradicionalmente se reúne la asamblea nacional.

  Juan Guaidó habla con periodistas antes del inicio de una sesión parlamentaria en un auditorio ubicado en el sector de El Hatillo, en el este de Caracas. Fotografía: Miguel Gutiérrez / EPA
Juan Guaidó habla con periodistas antes del inicio de una sesión parlamentaria en un auditorio ubicado en el sector de El Hatillo, en el este de Caracas. Fotografía: Miguel Gutiérrez / EPA

 

Al frente de la sesión, el jefe del partido socialista, Diosdado Cabello, considerado el hombre más poderoso de Venezuela después de Maduro, aludió a los eventos que se desarrollaban en las calles aledañas. “El centro de Caracas es un territorio libre de violencia”, dijo Cabello. “Es territorio liberado”.

Los críticos dicen que la asamblea constituyente fue creada para sellar las políticas del partido socialista como una forma de eludir la asamblea nacional liderada por la oposición.

La legisladora opositora Delsa Solórzano dijo que viajaba en un automóvil con al menos otros tres legisladores que fueron atacados por hombres empuñando rocas y palos. También informó haber escuchado disparos.

“Evidentemente, intentaron matarnos”, dijo Solórzano. “Hoy, nuestro parlamento está prácticamente secuestrado”.

 


Prensa asociada en Caracas
The Guardian