Cubre tus Canas de una Forma Natural con este Tinte en Gel Casero

¿Cómo se pueden cubrir las canas de forma natural?

Las canas aparecen en el cabello como parte normal del proceso de envejecimiento, aunque es cierto que hay otros factores, como los genéticos o los hormonales entre otros, que pueden ser responsables de la aparición de estos cabellos blancos.

Aunque el cabello blanco es bonito y a veces, puede aportar un cierto aire interesante a las personas que lo poseen, es posible que prefieras disimular las canas porque no te acabe de gustar el efecto de las mismas.

Por eso, en esta ocasión, te voy a enseñar cómo preparar un estupendo tinte casero en gel, que te resultará fácil de aplicar y te permitirá ir cubriendo tus canas de una forma gradual.

Si en este punto te preguntas por qué vas a preparar un tinte en tu propio hogar cuando tienes en el mercado un montón de opciones comerciales a tu disposición que prometen resultados inmediatos, la respuesta es sencilla:  la gran mayoría de estas fórmulas que puedes adquirir en el mercado contienen sustancias que pueden ser demasiado agresivas con la salud de tu pelo o incluso contener tóxicos que a la larga pueden perjudicarte.

Por eso, te animo a que pruebes con esta fórmula más natural y cuyos resultados te van a encantar.

¿Cómo se pueden cubrir las canas de forma natural?

Para preparar este tiente en gel vamos a necesitar hojas de salvia, hojas de romero, café molido, semillas de lino y agua.

Estos ingredientes van a aportar brillo, nutrición y fuerza a tu cabello, al mismo tiempo que te van a ayudar a cubrir tus cabellos blancos.

Las hojas de salvia te ayudan a conservar el color natural del cabello y a restaurarlo cuando lo pierde al aparecer las canas.

Las hojas de romero van a mejorar la circulación de tu cuero cabelludo al mismo tiempo que le van a aportar un tono oscuro muy natural a los cabellos blancos que puedas tener.

Las semillas de lino son las que van a aportar la textura de gel a este tinte, por lo que va a ser muy sencillo aplicarlo sobre tu cabello sin que gotee demasiado, lo que te va a facilitar la tarea.

Por último, el agua es preferible que no tenga cloro, por lo que puedes aplicar cualquier agua mineral que encuentres en el mercado, aunque este paso no es imprescindible, y en su defecto puedes utilizar la del grifo dejándola reposar unas horas para que pierda todo el cloro posible.

¿Qué necesito?

  • 2 cucharadas de hojas de salvia.
  • 2 cucharadas de hojas de romero.
  • 2 cucharadas de café molido.
  • 3 cucharadas de semillas de lino (linaza)
  • 1/2 litro de agua mineral.
  • 1 gasa o colador metálico.
  • Guantes de plástico o de látex.

¿Cómo lo preparo?

Pon el agua a calentara en un cazo y cuando rompa a hervir, añade la salvia, el romero y el café, manteniendo la cocción durante 5 minutos.

Pasado ese tiempo, deja reposar al menos 10 minutos y cuélalo con una gasa fina para retirar los restos de las plantas.

Vuelve a poner el líquido resultante en un cazo y ponlo a calentar, y cuando rompa a hervir, añade las 3 cucharadas de semilla de lino.

Mantén en ebullición el líquido con las semillas durante unos 7 minutos, y cuando veas que el líquido comienza a adquirir una textura gelatinosa retira del fuego y espera unos 3 minutos antes de pasarlo por un colador que puede ser metálico.

No esperes mucho más tiempo para colar el líquido ya que de lo contrario puede resultarte un poco difícil separa las semillas del gel que se ha formado.

Cuando el gel se haya enfriado un poco para no quemarte, puedes aplicarlo sobre tu cabello como si se tratara de una gomina.

La textura en gel que ha alcanzado el tinte te facilitará enormemente su aplicación, ya que disminuirás la posibilidad de que te chorree el cabello.

Es muy recomendable que hagas antes una pequeña prueba en un mechón para asegurarte que has conseguido el color que quieres y que no tienes sensibilidad a ninguno de los ingredientes que has utilizado.

Para aplicarlo de forma sencilla, puedes ponerte unos guantes de plástico o de látex e ir cogiendo pequeñas cantidades con los dedos y extenderlo por tu cabello seco, comenzando por la raíz y acabando por las puntas.

Como es un tinte natural, debes dejarlo sobre tu cabello un par de horas mínimo para que coja bien el color, antes de lavarlo para retirar los restos del producto.

¿Puedo utilizar otras plantas dependiendo del color de mi pelo?

Las plantas que te he puesto en el ejemplo van muy bien cuando tu cabello tiene un tono castaño oscuro o incluso negro, pero dependiendo del color de tu cabello, puedes utilizar otras plantas como te cuento a continuación y añadir luego el paso de las semillas de lino para acabar de darle una textura en gel al tinte casero:

  • Tonos rojizos: puedes utilizar zanahoria, cúrcuma o caléndula.
  • Tonos morados: remolacha, flor de hibisco.
  • Tonos rubios: manzanilla, raíz de ruibarbo.
  • Tonos marrones: también le puede ir muy bien las hojas de nogal, la cáscara más externa que rodea a las nueces y el té negro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *