Chica de 23 hizo sonar su cuello y quedó paralizada con derrame cerebral. Mejor que no lo hagas más

De un momento a otro dejó de mover su pierna y supo que algo andaba mal.

Varios tienen la mala costumbre de hacerse sonar el cuello… y podría apostar que a más de alguno les han llamado la atención y les han advertido que podrían quedar con serias consecuencias de salud en caso de seguir haciéndolo.

Pero la gran mayoría lo ignora.

Para todos esos incrédulos que se hacen sonar el cuello y que se creen invencibles, sépanlo… no lo son. Al menos así quedó demostrado luego de que una chica de 23 años sufriera una terrible parálisis por esto.

Kennedy News and Media

Todo comenzó la noche del 4 de marzo cuando Natalie Kunicki veía películas con una amiga, estiró el cuello y sintió un fuerte sonido. Y aunque se sorprendió, no le prestó mayor atención y luego se fue a dormir. Pero tan solo 15 minutos después, comenzó a paralizarse.

Su pierna izquierda no le respondía y cayó al suelo intentando caminar.

Kennedy News and Media

La paramédico fue llevada de urgencias al hospital en una ambulancia, donde le hicieron una tomografía computarizada que confirmó que había sufrido un derrame cerebral.

Resulta que al haberse hecho sonar el cuello, se había resquebrajado y la arteria vertebral de la chica, una arteria principal del cuello, también se había roto, causando que se formara un coágulo de sangre en su cerebro y provocara un derrame cerebral.

Kennedy News and Media

Afortunadamente fue operada a tiempo, lo que impidió que se generaran mayores secuelas y solo con ejercicios diarios, Natalie pudo recuperar gran movimiento en su pierna, brazo y mano, siendo dada de alta recién el 28 de marzo.

Kennedy News and Media

Y sin duda haber pasado por una situación tan riesgosa como ésa, la entusiasmó a advertirle a otros los riesgos que aparecen cuando se rompen las articulaciones, sin importar la edad que se tenga.

Kennedy News and Media

“La gente necesita saber que incluso si eres joven, algo tan simple puede causar un derrame cerebral. Ni siquiera estaba tratando de romperme el cuello. Soy paramédico y no llamé al 999 durante 10 minutos porque pensé que era demasiado improbable que fuera un derrame cerebral cuando debería haberlo sabido mucho mejor” aseguró la chica, quien recomendó ser cuidadoso en especial cuando se hacen ejercicios quiroprácticos o pesas de manera extenuante.

Deja un comentario