Tu verdadera edad se puede determinar por las bacterias que hay en tu intestino

Tu verdadera edad se puede determinar por las bacterias que hay en tu intestino

SERGIO PARRA@SergioParra_

No importan tus arrugas, tus comentarios resabiados o lo que señale tu DNI, ni siquiera es tan importante las órbitas que dices haber dado ya al aldededor del Sol: una forma menos difícil de que se falsee es calcular qué edad tienes analizando tu microbiota, es decir, las bacterias que hay en tu intestino.

Y eso se puede hacer ahora de una forma sencilla gracias a la inteligencia artificial.

Microbiota

Los miles de millones de bacterias que hay en el intestino pueden ayudar a regularlo todo, desde la capacidad para digerir los alimentos hasta cómo funciona nuestro sistema inmunológico. La microbiota también es un reloj biológico sorprendentemente preciso, capaz de predecir la edad de la mayoría de las personas.

Para descubrir cómo cambia el microbioma con el tiempo, el investigador de la longevidad Alex Zhavoronkov y sus colegas de InSilico Medicine, una startup de inteligencia artificial con sede en Rockville, Maryland, examinaron más de 3 600 muestras de bacterias intestinales de 1 165 individuos sanos que vivían en todo el mundo. Alrededor de un tercio de las muestras eran de personas de 20 a 39 años, otro tercio de personas de 40 a 59 años y el último tercio de personas de 60 a 90 años.

A continuación, se usó el aprendizaje automático para analizar los datos. Primero, entrenaron un algoritmo de aprendizaje profundo basado en un modelo inspirado en cómo funcionan las neuronas en el cerebro, en 95 especies diferentes de bacterias del 90% de las muestras, junto con las edades de las personas de las que provenían. Finalmente, solicitaron al algoritmo que predijera las edades de las personas que proporcionaron el 10% restante.

Virus 1913183 960 720

Su programa fue capaz de predecir con precisión la edad de alguien dentro dentro de un horquilla de 4 años. De las 95 especies de bacterias, se encontró que 39 eran las más importantes para predecir la edad.

Zhavoronkov y sus colegas encontraron que algunos microbios se volvieron más abundantes a medida que las personas envejecían, como Eubacterium hallii, que se cree que es importante para el metabolismo en los intestinos. Otros disminuyeron, como Bacteroides vulgatus, que se ha relacionado con la colitis ulcerosa, un tipo de inflamación en el tracto digestivo. Los cambios en la dieta, los hábitos de sueño y la actividad física probablemente contribuyen a estos cambios en las especies bacterianas.

Zhavoronkov dice que este “reloj de envejecimiento de los microbiomas” podría usarse como base para evaluar qué tan rápido o lento es el envejecimiento de la persona y si factores como el alcohol, los antibióticos, los probióticos o la dieta tienen algún efecto sobre la longevidad. También podría usarse para comparar a las personas sanas con aquellas que tienen ciertas enfermedades, como el Alzheimer, para comprobar si sus microbiomas se desvían de la norma.

¿Influye el consumo moderado de cerveza en la microbiota intestinal? 

La Dra. Ascensión Marcos, directora del Grupo de Inmunonutrición del Instituto de Ciencia y Tecnología de los Alimentos y Nutrición del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, presentó las últimas evidencias científicas sobre la influencia del consumo moderado de cerveza en la microbiota intestinal del ‘XI Congreso de la Sociedad Internacional de Inmunonutrición’ celebrado en Londres del 10 al 12 de septiembre.

Un estudio liderado por la Dra. Ascensión Marcos observa que la moderación de la ingesta de esta bebida fermentada podría ayudar a que exista una mayor diversidad de bacterias

Los efectos del consumo de alcohol sobre la microbiota intestinal

La Dra. Marcos, junto con la Dra. Esther Nova, ha liderado el estudio Efectos del consumo de alcohol sobre la microbiota intestinal de adultos sanos, que trata de analizar si el consumo de bebidas con contenido alcohólico (fermentadas como la cerveza y vino, y licores) considerando cantidad y frecuencia, podría tener efectos en la composición de la microbiota intestinal en este grupo poblacional.

La presencia de bacterias en el organismo podría estar asociado a una mejor salud intestinal y, en consecuencia, metabólica

Se denomina microbiota intestinal a la comunidad de microorganismos vivos que alberga el tubo digestivo humano. Entre sus muchas funciones destaca la protección del sistema inmune ejerciendo de efecto barrera, ya que ayuda a combatir las agresiones de otros microorganismos manteniendo la integridad de la mucosa intestinal. Además, ayuda al cuerpo a digerir ciertos alimentos que el estómago y el intestino delgado no son capaces de hacerlo y contribuye a la producción de las vitaminas B y K. Según indica la doctora Marcos:

“Una microbiota intestinal saludable y equilibrada es fundamental para asegurar una función digestiva adecuada”.

¿Cuáles han sido los resultados del estudio?

Los resultados mostraron que la moderación en la ingesta de las bebidas fermentadas podría implicar una mayor diversidad bacteriana, lo que está relacionado con una mejor salud intestinal y en consecuencia metabólica”, aporta la Dra. Marcos.

Por otro lado, “en individuos mayores de 65 años se ha visto que el consumo moderado de bebidas fermentadas, como el vino y la cerveza, podría presentar una mejor situación metabólica que podría estar relacionada con un menor riesgo cardiovascular”, añade la Dra. Marcos.

Se entiende por consumo moderado la ingesta de 1 o 2 cañas al día para las mujeres y de 2 y 3 para los hombres. El consumo moderado de bebidas fermentadas puede formar parte de una alimentación saludable dentro de la Dieta Mediterránea actual, por las propiedades que les confieren su baja graduación alcohólica y las materias primas con las que están elaboradas. Sin embargo, el consumo excesivo de alcohol se asocia con un mayor riesgo de enfermedades agudas (lesiones accidentales) y crónicas (cardiovasculares, cáncer, entre otras).

BNKR BEER, la nueva distribuidora de cervezas Craft y Premium – Loopulo

¿Cómo se ha realizado el estudio?

El estudio se ha realizado en una muestra de 261 adultos sanos españoles y 134 eslovenos. Los participantes han realizado una serie de entrevistas personales evaluadas por nutricionistas. “A través de encuestas validadas, se analizaba la cantidad consumida y la frecuencia de consumo de diferentes bebidas alcohólicas, tales como el vino, la cerveza y los licores”, explica la Dra. Marcos. El trabajo también recoge información de las características socioeconómicas, ingesta dietética, actividad física y estado de salud, además de la composición corporal por bioimpedancia eléctrica.

El principal factor diferenciador de los grupos bacterianos fue el país de origen. Por ello, este primer análisis sólo ha incluido las muestras procedentes de España.

Respecto al consumo de alcohol, los sujetos se dividieron en tres grupos: bajo (menos de 5 gramos de alcohol al día), moderado (entre 5 y 20 gramos/día en hombre y menos de 12 gramos en mujeres) y alto (más de 20 gramos al día en hombres y más de 12 gramos en mujeres).

Deja un comentario