Golpeadores golpeados…

Fotografía registra la agresión física perpetrada por grupos violentos del oficialismo contra el secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática el viernes 29 de abril de 2016 a las 11am 

El viernes 29 de abril de 2016 fui objeto de una brutal agresión por parte de un grupo de individuos identificados con el oficialismo que decían estar armados y que, en gavilla de seis contra uno, procedieron a lanzarme golpes y objetos contundentes.

Los hechos ocurrieron en Caracas aproximadamente a las 11 de la mañana en las intersección de las avenidas Vollmer y Andres Bello, es decir, en plenno centro de la capital de la república y a plena luz del día.

En el lugar se realizaba una manifestación pacífica en protesta contra los cortes intempestivos de energía eléctrica.  Cuando ya la manifestación había concluído y se habían dado incluso declaraciones ante numerosos medios de comunicación presentes en el lugar, se produjo la agresión.

Esta presencia en el lugar de los medios de comunicación permitió que la violenta agresión fuera registrada en fotografía y video.  Gracias a esas evidencias fue posible constatar plenamente la ide la identidad de los agresores.  Al cotejar esas gráficas y videos con los tomados en otros lugares donde tambien se han producido hechos de violencia se verificó que los individuos que perpetraron las agresiones del 29-4-2016 tambien han estado implicados en otros numerosos hechos de violencia.

Toda esta información, que en su momento dio la vuelta al mundo, fue colocada a disposición de la Fiscalía General de la República. Ninguno de los agresores, plenamente identificados, han sido citados, detenidos ni mucho menos juzgados.  Y DIARIAMENTE son vistos en los alrededores del Palacio Federal Legislativo, hostigando y agrediendo a los diputados de la mayoría opositora, a los periodistas que cubren la fuente parlamentaria y aun a simples transeuntes.

Al menos ese 29 de abril de 2016 los golpeadores salieron golpeados. Somos gente de paz, y tenemos casi dos décadas luchando en Venezuela por construir una solución pacífica, constitucional, democrática y electoral a la crisis. Pero ese día, sin escoltas como siempre andamos, a mano limpia y cara descubierta, nos tocó defender nuestra integridad física y nuestros derechos civiles ante un grupo de mercenarios oficialistas cuya cobardía fue mayor que la superioridad numérica que en ese momento tenían.

Seguimos y seguriemos trabajando por el cambio pacífico y positivo.  Seguimos y seguiremos dispuestos, con determinación y firmeza, a enfrentar y vencer a la minoría de los violentos, a quienes les dan las órdenes y a quienes desde las instituciones les garantizan impunidad. La Venezuela que quiere paz es mucho más grande.    

 

Esta noticia fue publicada por

Compártelo!

Deja un comentario

Nuestra red de noticias no trabaja por ningún fin económico, solo queremos vencer la censura impuesta por el régimen venezolano en tiempos de crisis.

Visita nuestras redes sociales